jueves, mayo 23, 2024
InicioOpiniónLa amnistía del gobierno extremista de Pedro Sánchez es otro acto de...

La amnistía del gobierno extremista de Pedro Sánchez es otro acto de corrupción

Erik Encinas Ortega,

La ley inconstitucional de amnistía nunca estuvo en el programa electoral de ninguno de los principales partidos políticos que se presentaron a las últimas elecciones generales de 2023. Sin embargo, sí lo estaba de manera camuflada para llevarse a cabo, en caso de que el PSOE necesitara los votos de los separatistas para continuar en el poder, de hecho, como si supiera el resultado electoral antes de que se produjera, la estuvieron negociando en secreto ya antes de esos comicios, a espaldas de los españoles y de manera miserable y traicionera, llegando después a tener encuentros con un prófugo de la justicia española como Carles Puigdemont en el extranjero.

La ley de amnistía conlleva amplio perdón para el terrorismo, la alta traición, la malversación y hasta los hijos del ex presidente Jordi Pujol afectados por diversas corruptelas, se encuentran en la lista de beneficiados.

Y no se engañen, esto no es en aras de la convivencia de los catalanes ni mucho menos porque se hubieran producido fallos o excesos judiciales como quieren vender los golpistas que intentaron la secesión de Cataluña en 2017 y ahora el gobierno también abiertamente defiende con sus tesis antiEspaña, sino todo lo contrario, el único fin de que salga adelante una ley ilegal como esta, tan desigual para los españoles y que alimenta al secesionismo cuando estaba en caída en libre, es que Sánchez y su ejecutivo socialcomunista sigan en el poder y además se desprestigie e interfiera en la actuación de los Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, pero también la del poder judicial, no sólo criminalizándolo, sino también haciendo un borrado y cuenta nueva de condenados e investigados por delitos muy graves.

Para ser más claro y contundente, la ley de amnistía es un acto de corrupción en toda regla incompatible con la Constitución española y el derecho europeo, y no sólo eso, sino que también forma parte de una gran conspiración contra España que se está produciendo a toda velocidad desde la era del ex presidente español, Rodríguez Zapatero, que casualmente es la voz en el exterior del Partido Socialista de Pedro Sánchez. Y esto ocurre a la vez que Zapatero tiene encuentros y aumenta sus negocios amistosos con dictaduras izquierdistas como la de Nicolás Maduro en Venezuela que reprimen y hacen desigual al pueblo venezolano. Dictaduras que han cometido además injerencias en España y en está cuestión de manera notoria.

Por ello, el pueblo español es ya prácticamente casi en la totalidad consciente de que manifestarse pacíficamente contra todo esto ha sido un paso clave y han habido numerosas protestas, pero no es suficiente con un gobierno como el de Pedro Sánchez que intenta mantenerse a cualquier precio en el poder por lo mucho que tiene que esconder, y que si puede quiere mantenerse muchos años más liderando España a su imagen y semejanza. Además, por esa razón precisamente quiere tener muy controlados a los medios de comunicación, para manipular y censurar en su beneficio propio. Al final, hay que resaltar que todo es una gran operación muy bien diseñada contra la nación española, en la que hay muchos actores implicados de menos a más poderosos y que alcanza hasta al propio George Soros que financia al movimiento secesionista con fines perversos.

Fuente: Panampost

ARTICULOS RELACIONADOS

REDES SOCIALES

585FansMe gusta
1,230SeguidoresSeguir
79SeguidoresSeguir

NOTICIAS POPULARES